Boletín de la Organización Mundial de la Salud

Proyecciones de los resultados globales de sanidad del 2005 al 2060 utilizando el modelo integrado de predicción de International Futures

Barry B Hughes, Randall Kuhn, Cecilia M Peterson, Dale S Rothman, José R Solórzano, Colin D Mathers & Janet R Dickson

Objetivo

Desarrollar un modelo de predicción de salud integrado como parte del sistema de modelos International Futures (IF).

Métodos

El modelo IF comienza con las relaciones históricas entre desarrollo económico y social y mortalidad por causas específicas, utilizado por el proyecto Global Burden of Disease, pero genera predicciones a partir de proyecciones endógenas de estos causantes, incorporando asociaciones prospectivas de los resultados de salud que se remontan a aportaciones como la población y el crecimiento económico. El sistema híbrido IF añade formulaciones estructurales alternativas para causas no muy bien tratadas en modelos de regresión y tiene en cuenta cambios en factores de riesgo próximos para la salud. Se hacen pronósticos hasta el 2100, pero se informa de los resultados hasta el 2060.

Resultados

El modelo de base proyecta que las muertes por enfermedades transmisibles (ET) disminuirán en un 50%, mientras que las muertes, tanto por enfermedades no transmisibles (ENT) como por lesiones, superarán el doble de lo actual. Se dará una convergencia transnacional apreciable en la esperanza de vida. Las fluctuaciones causadas por el clima en el rendimiento agrícola causarán poco aumento de la mortalidad infantil causada por las ET, aunque no se investigaron otros patrones clima-salud. Una predicción optimista dará 39 millones de muertes menos en el 2060 que una predicción pesimista. Nuestro modelo de asociación prospectiva sugiere que una predicción optimista resultará en un aumento del 20% en el producto interior bruto (PIB) per cápita, a pesar de los mil millones más de personas. El Sur de Asia experimentará la mayor reducción de la mortalidad relativa y el mayor beneficio resultante en el PIB per cápita.

Conclusión

La predicción de salud a largo plazo e integrada nos ayuda a entender las relaciones entre la salud y otros marcadores del progreso humano y ofrece una ilustrativa perspectiva en puntos clave de influencia para mejoras futuras.

Compartir