Boletín de la Organización Mundial de la Salud

De la cautela a la urgencia: La evolución de las pruebas de detección del VIH y el asesoramiento en África

R Baggaley, B Hensen, O Ajose, KL Grabbe, VJ Wong, A Schilsky, Y-R Lo, F Lule, R Granich & J Hargreaves

Objetivo

Describir los cambios recientes en la estrategia sobre la realización de pruebas de detección del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) y el asesoramiento emprendidos por los proveedores (PITC) en países africanos e investigar las experiencias de los pacientes y sus opiniones acerca de la PITC.

Métodos

Se llevó a cabo un examen de las publicaciones y de estrategias de detección del VIH nacionales, convenios estratégicos, planes y otros documentos importantes.

Resultados

De los países africanos examinados, 42 (79,2%) había adoptado la estrategia PITC. De esos 42, todos recomendaban la PITC para prevenir la transmisión maternoinfantil del VIH, el 66,7% la recomendaba a las clínicas y pacientes con tuberculosis y el 42,5% a las clínicas de tratamiento de infecciones de transmisión sexual. Además, el 43,6% adoptó la PITC en el año 2005 o 2006. La búsqueda bibliográfica identificó 11 estudios sobre las experiencias de los pacientes y sus opiniones acerca de la PITC en entornos clínicos de África. Una mayoría clara consideró la PICT aceptable. Sin embargo, las mujeres en las clínicas de atención prenatal no siempre fueron conscientes de que tenían el derecho a rechazar las pruebas de detección del VIH.

Conclusión

La estrategia y práctica de las pruebas de detección del VIH y el asesoramiento en África han cambiado desde un enfoque cauteloso que enfatiza la confidencialidad a una mayor aceptación de la oferta sistemática de pruebas de detección del VIH. La introducción de la PITC en los entornos clínicos ha contribuido a incrementar el número de pruebas de detección del VIH en muchos de esos entornos. La mayoría de pacientes considera la PTIC aceptable. No obstante, se necesitan otros enfoques para llegar a aquellas personas que no acuden a los servicios sanitarios.

Compartir