Preparación y respuesta ante emergencias

Viruela símica en la República Centroafricana

Brotes epidémicos
13 de octubre de 2016

El 6 de septiembre de 2016, funcionarios del Ministerio de Salud del distrito sanitario de Haute-Kotto alertaron al nivel central del ingreso de casos sospechosos de viruela símica en el centro de salud de Ira Banda. El caso índice fue un cazador que enfermó el 17 de agosto y falleció en su pueblo sin que se obtuvieran muestras para análisis.

Entre el 4 de septiembre y el 7 de octubre han ingresado 26 casos, en tres de los cuales se ha confirmado la viruela símica mediante pruebas de laboratorio. Se están realizando investigaciones epidemiológicas para evaluar la magnitud del brote.

Respuesta de salud pública

El Ministerio de Salud de la República Centroafricana, en colaboración con la oficina de la OMS en el país, ha puesto en práctica las siguientes medidas para responder al brote:

  • Fortalecimiento de la vigilancia de salud pública para detectar posibles casos.
  • Capacitación de los profesionales sanitarios en el uso de equipos de protección personal, la higiene de las manos y los procedimientos de limpieza en los entornos sanitarios.
  • Instalación de dos unidades de aislamiento para atender a los casos.
  • Prestación de atención gratuita a los pacientes con viruela símica.
  • Concienciación de la población para que adopte medidas para prevenir la transmisión de la enfermedad.
  • Colaboración con International Medical Corps y Catholic Organisation for Relief and Development Aid (CORDAID) en el tratamiento de los casos y las medidas preventivas.

Evaluación del riesgo por la OMS

En el África tropical hay periódicamente brotes de viruela símica a pequeña escala. La enfermedad suele transmitirse al ser humano por mordedura de animales infectados o contacto con ellos. Durante los brotes también puede haber transmisión de persona a persona por contacto íntimo con pacientes, pero hoy día no hay pruebas de que, por sí sola, la transmisión de persona a persona pueda mantener la transmisión de la viruela símica en el ser humano.

Habida cuenta de la inexistencia de unidades de aislamiento bien equipadas en la zona y la dinámica conocida de la transmisión de la viruela símica de persona a persona, la OMS alienta a la población en general, y a los profesionales sanitarios en particular, a que, con el fin de prevenir la transmisión de la enfermedad, sigan los procedimientos de prevención y control de la infección al atender a los pacientes,

Dado que el brote ha tenido lugar en una zona relativamente remota y poco poblada, el riesgo de propagación internacional parece ser limitado.

De acuerdo con la información disponible, la OMS no recomienda la imposición de restricciones a los viajes a la República Centroafricana ni al comercio con este país.