Alerta y Respuesta Mundiales (GAR)

Gripe aviar: epidemiología de los casos de infección humana por virus H5N1 notificados a la OMS

30 de junio de 2006

En su número de esta semana, el boletín Weekly Epidemiological Record-Relevé épidémiologique hebdomadaire, publicado en línea por la OMS, presenta los resultados del primer análisis de los datos epidemiológicos de los 205 casos de infección por virus H5N1 confirmados mediante pruebas de laboratorio que se han notificado oficialmente a la OMS entre diciembre de 2003 y el 30 de abril de 2006.

Los datos utilizados en el análisis fueron recogidos con fines de vigilancia. Su calidad, fiabilidad y formato no son uniformes en los diferentes países, pero a pesar de ello se consideró que permitirían extraer varias conclusiones.

  • El número de nuevos países que han notificado casos aumentó de 4 a 9 después de octubre de 2005, tras la extensión geográfica de los brotes aviares.
  • La mitad de los casos ocurrieron en menores de 20 años, y el 90% en menores de 40 años.
  • La tasa de letalidad global fue del 56%. La letalidad fue alta en todos los grupos de edad, pero sobre todo en el de 10 a 39 años.
  • Esta distribución de la letalidad por grupos de edad es distinta de la observada en la gripe estacional, en la que la mortalidad es más elevada en los ancianos.
  • La tasa de letalidad global más elevada (73%) se registró en 2004, seguida de lo que va de 2006 (63%) y de 2005 (43%).
  • Las tasas de mortalidad y los intervalos entre el inicio de los síntomas y la hospitalización y la muerte indican que las características de la enfermedad no han cambiado de forma sustancial durante estos tres años.
  • Ha habido casos a lo largo de todo el año. No obstante, la mayor incidencia de casos humanos se ha registrado en cada uno de los tres años durante el periodo correspondiente al invierno y la primavera en el hemisferio norte. Si continúa esta tendencia, habrá que prever un aumento del número de casos a finales de 2006 o principios de 2007.

Con el fin de mejorar la monitorización de la situación, la evaluación del riesgo y el tratamiento de los pacientes infectados por virus H5N1, es necesario que los países recojan los datos epidemiológicos de un modo más uniformizado y los compartan oportunamente.

Para más información:

Compartir