Global Alert and Response (GAR)

Recomendaciones de la OMS a los viajeros

4 de abril de 2003

Los viajeros tienen que conocer los síntomas principales del SRAS: fiebre alta (> 38° C, > 100,4º F), tos seca, sensación de falta de aire o dificultad para respirar. Se recomienda que las personas que presenten esos síntomas y hayan estado en alguna zona afectada (véase la relación de zonas afectadas) consulten a un médico.

La OMS recomienda a las personas que han previsto viajar a la Región Administrativa Especial de Hong Kong y la Provincia de Guangdong (China) que consideren la posibilidad de aplazar todos los viajes que no sean imprescindibles. Esta recomendación temporal se reevaluará diariamente en función de la evolución de la epidemia. La recomendación no se aplica a los viajeros en tránsito por los aeropuertos internacionales de la Región Administrativa Especial de Hong Kong y la Provincia de Guangdong (China).

Se recomienda efectuar una prueba de detección del SRAS a los viajeros que salen de las zonas afectadas ((véase la relación de zonas afectadas). En esas zonas se ha constatado la transmisión del agente infeccioso del SRAS entre personas. La prueba de detección consiste en responder a dos o tres preguntas. Se recomienda que los viajeros que presenten uno o más síntomas del SRAS y hayan estado expuestos o muestren signos de enfermedad aguda sean examinados por un médico y aplacen el viaje hasta que se sientan mejor.

La mayoría de los casos de SRAS se dan en personas que han estado en contacto directo, cara a cara, con pacientes de SRAS. El contacto con aerosoles de las exhalaciones y con secreciones corporales de personas infectadas parece desempeñar un papel importante, si bien se están investigando otras vías de transmisión.

Se recomienda a los viajeros que obtengan más información poniéndose en contacto con sus médicos o sus autoridades nacionales de salud, puesto que cada país puede adaptar las recomendaciones de la OMS en función de consideraciones nacionales. Muchas autoridades sanitarias nacionales han creado sitios web excelentemente documentados.

Toda la información disponible figura en el sitio web que la OMS dedica al SRAS, que se actualiza regularmente.

Share