Cara a cara con la enfermedad crónica: el cáncer

OMS/Marko Kokic
Hace dos años los médicos diagnosticaron un cáncer cervicouterino a Miriame Nnamusoke.

La OMS estima que en 2005 murieron de cáncer 7,6 millones de personas, lo que representa el 13% de las defunciones en todo el mundo. Si no se toman medidas urgentes, entre 2005 y 2015 morirán 84 millones de personas más. El cáncer no es simplemente, ni siquiera principalmente, un problema de los países ricos. Más del 70% de las muertes por cáncer suceden en países de ingresos bajos y medianos.

Noemia Vicente Ribeiro del Brasil y Miriame Nnamusoke de Uganda están luchando contra el cáncer. Sus historias personales revelan la trágica realidad del cáncer en los países pobres y su gran repercusión tanto para las personas como para sus familias.

Estas dos historias son las más recientes de la serie "Cara a cara con la enfermedad crónica", dedicada a las personas que viven con cardiopatías, accidentes cerebrovasculares, cáncer y otras enfermedades crónicas.

Reportajes fotográficos

La historia de Miriame
La carga financiera que supone el cáncer ha consumido los ahorros de Miriame y ha obligado a su hija a dejar los estudios para ocuparse de ella.

La historia de Noemia
Noemia padece un cáncer de piel en las piernas provocado por la exposición excesiva a los nocivos rayos del sol. Podría haberse prevenido simplemente evitando la luz solar directa.

Más del 40% de los cánceres son evitables, simplemente absteniéndose de fumar, siguiendo una alimentación saludable y haciendo ejercicio. La OMS ha hecho un llamamiento a todos sus Estados Miembros para que intensifiquen la acción contra el cáncer estableciendo y reforzando los programas de lucha contra el cáncer. La publicación Cancer control: knowledge into action, WHO guide for effective programmes, es una serie en seis módulos que orienta a los países sobre todos los aspectos importantes de la planificación y ejecución de actividades eficaces de lucha contra el cáncer.

ENLACES CONEXOS

Compartir