Zimbabwe

Labor coordinada de la OMS para atajar el brote de cólera

Reportaje fotográfico

12 de diciembre de 2008 -- Un brote de cólera de gran extensión y el deficiente acceso a la higiene y el agua potable amenazan el bienestar de miles de zimbabwenses. Los problemas sanitarios se ven agravados por la escasez de medicamentos, material y personal en los centros de salud.

El brote podría haber afectado a más de 60 000 personas, según calcula el Grupo de Acción Sanitaria de Zimbabwe, estructura coordinada por la OMS que integran proveedores de asistencia sanitaria, ONG y el Ministerio de Salud y Bienestar Infantil del país.

Junto con el Ministerio y otros asociados en temas de salud, la OMS está estableciendo un centro de mando para el control del cólera. Este reportaje fotográfico ofrece una instantánea de su labor en Zimbabwe.

FOTO 1

Un enfermero atiende a un niño enfermo de cólera en Zimbabwe
OMS/Paul Garwood

A 10 de diciembre se habían comunicado más de 16 000 casos sospechosos de cólera en nueve de las diez provincias de Zimbabwe. Desde agosto se han registrado en el país casi 800 muertes por la enfermedad.


FOTO 2

Pacientes de cólera en tratamiento en un dispensario de Zimbabwe
OMS/Paul Garwood

Aproximadamente la mitad de los casos de cólera se han registrado en Budiriro, populoso suburbio situado en el extrarradio occidental de Harare, la capital. Otros lugares donde hay una gran concentración de casos de cólera son Beitbridge, limítrofe con Sudáfrica, y Mudzi, en la frontera con Mozambique.


FOTO 3

Un agente de salud comprueba el dispositivo de infusión intravenosa de un paciente de cólera en Zimbabwe
OMS/Paul Garwood

Un empleado de Médecins sans Frontières (MSF) comprueba los dispositivos de infusión intravenosa de los pacientes en el dispensario de tratamiento de enfermedades infecciosas de Beatrice Road, Harare, que ha establecido un centro para atender los casos de cólera.


FOTO 4

Personal de la OMS examina el historial de los pacientes de un dispensario en Zimbabwe
OMS/Paul Garwood

El Dr. Francesco Checci (segundo por la izquierda), epidemiólogo de la OMS, y Jerome Chakauya (a la derecha), analista de datos, examinan el historial de los pacientes del dispensario de tratamiento de enfermedades infecciosas de Beatrice Road, Harare.


FOTO 5

Una enfermera comprueba el dispositivo de infusión intravenosa de un paciente de cólera en Zimbabwe
OMS/Paul Garwood

La enfermera Diki Dudzai comprueba el dispositivo de infusión intravenosa de un paciente de cólera en el Centro de tratamiento del cólera Katanga Utano, distrito de Norton, a unos 40 kilómetros de Harare. La OMS suministró reservas de suero y otro material al centro, que abrió sus puertas un día después de darse a conocer el primer caso de muerte relacionada con el cólera en la ciudad.


FOTO 6

Una mujer atiende a su bebé en un centro de tratamiento del cólera de Zimbabwe
OMS/Paul Garwood

Precious Tafumani atiende a su bebé de 7 meses, Kimberley Chiwara, en el Centro de tratamiento del cólera Katanga Utano, Norton. Las enfermeras han administrado a Kimberley suero por vía intravenosa, y la pequeña ha respondido bien al tratamiento.


FOTO 7

Personal de la OMS almacena suministros médicos en Zimbabwe
OMS/Paul Garwood

La OMS ha enviado suministros médicos suficientes para tratar a 50 000 personas de afecciones comunes durante tres meses y 3200 casos de cólera de gravedad moderada. Para reforzar las actividades de respuesta sobre el terreno la OMS ha enviado también a Harare a epidemiólogos, un experto en agua y saneamiento y un logista.

Compartir