Preguntas y respuestas sobre el virus de Zika y sus complicaciones


15 de noviembre de 2016

Resumen de la situación

El auge de la propagación del virus de Zika en el Brasil se ha acompañado de un incremento sin precedentes del número de niños que nacen con la cabeza anormalmente pequeña, un trastorno denominado microcefalia. Varios países, además, entre ellos el Brasil, han comunicado un súbito aumento de los casos de síndrome de Guillain-Barré, trastorno neurológico que puede causar parálisis y a veces resulta mortal.

Sobre la base de una revisión sistemática de la documentación publicada hasta el 30 de mayo de 2016, la OMS ha concluido que la infección por el virus de Zika durante el embarazo es una causa de las anomalías cerebrales congénitas, entre ellas la microcefalia, y que el virus de Zika es un factor desencadenante del síndrome de Guillain-Barré. El zika continúa propagándose geográficamente a zonas en las que hay mosquitos vectores del virus.

Información general sobre el virus de Zika

¿Cómo se contagia el virus de Zika?

El virus de Zika se transmite a través de la picadura de un mosquito infectado del género Aedes, el mismo puede transmitir el dengue, la fiebre chikungunya y la fiebre amarilla.

Además, este virus se puede transmitir a través de las relaciones sexuales. Se ha encontrado el virus en la sangre, la orina, el líquido amniótico, el semen, la saliva y el líquido que baña el encéfalo y la médula espinal.

El virus de Zika puede presentar un riesgo para la seguridad de la sangre. Se invita a las personas que hayan donado sangre a acudir a los servicios de transfusión sanguínea si posteriormente presentan síntomas de la infección por el virus de Zika, o si se les diagnostica una infección reciente por este virus en un plazo de 14 días después de haber donado sangre.

¿Cuáles son los síntomas de la enfermedad por el virus de Zika?

Por lo general el virus de Zika provoca síntomas leves que se suelen manifestar unos días después de la picadura de un mosquito infectado. Aunque la mayoría de las personas infectadas no presentarán síntomas, algunas pueden presentar conjuntivitis, dolores musculares y articulares y cansancio, unos síntomas que persisten durante 2 a 7 días.

No hay diferencias entre los síntomas que presentan las embarazadas infectadas por el virus de Zika y las mujeres infectadas no gestantes.

¿Cómo se diagnostica la enfermedad por el virus de Zika?

El diagnóstico se basa en los síntomas de los enfermos y en su historial reciente (por ejemplo, si han sufrido picaduras de mosquitos o han viajado a una zona en la que se sabe que el virus de Zika está presente). Este diagnóstico puede confirmarse en un laboratorio mediante análisis de sangre. Sin embargo, este diagnóstico no es totalmente fiable, ya que pueden producirse reacciones cruzadas entre las pruebas de detección del virus de Zika y las que permiten detectar el virus del Nilo Occidental y los virus que causan el dengue y la fiebre amarilla, entre otros. Una de las prioridades de la investigación sobre el virus de Zika es desarrollar una prueba de diagnóstico rápida y fiable en el lugar de consulta.

¿Cómo se trata la enfermedad por el virus de Zika?

Los síntomas de la enfermedad por el virus de Zika pueden tratarse con medicamentos comunes contra el dolor y la fiebre, descanso y mucha agua. Si los síntomas se agravan, debe solicitarse asesoramiento médico.