Centro de prensa

Nueva guía sobre cuidados paliativos de personas que viven con cáncer avanzado

La OMS da a conocer hoy su primera guía sobre la planificación de servicios de cuidados paliativos destinados a quienes viven con cáncer en fases avanzadas. En ella, basada en consultas con más de 70 oncólogos destacados del mundo, se indican modelos de salud pública muy eficaces y poco costosos para atender a pacientes de cáncer en fase terminal, especialmente en países en desarrollo.

La guía, titulada Palliative care: cancer control knowledge into action, WHO guide for effective programmes, aparece con ocasión del Día Mundial de los Cuidados Paliativos (6 de octubre).

Al aliviar el dolor y tratar otros síntomas penosos y debilitantes, esos cuidados permiten mejorar la calidad de vida de los pacientes y sus familiares frente a enfermedades que amenazan la vida. Son aplicables a una enfermedad de esa naturaleza desde el momento en que se diagnostica ésta y durante la evolución completa de la misma. Según estimaciones preliminares, cada año, 4,8 millones de personas sufren dolores cancerosos de una intensidad moderada a graves sin recibir tratamiento.

«Todos tienen derecho a recibir tratamiento y a morir con dignidad. El alivio del dolor físico, emocional, espiritual y social es un derecho humano», afirmó la Dra. Catherine Le Galès-Camus, Subdirectora General de la OMS para Enfermedades No Transmisibles y Salud Mental. «Los cuidados paliativos constituyen en todo el mundo una necesidad humanitaria urgente para quienes viven con cáncer avanzado, en particular en países en desarrollo donde esa enfermedad se diagnostica en gran parte de los casos cuando ha dejado de ser susceptible de tratamiento eficaz.»

Orientaciones para planificadores de salud pública

La nueva guía está dirigida principalmente a planificadores de salud pública. Comprende orientaciones sobre la manera de realizar un análisis de la situación nacional y un examen de las respuestas, cartografiar la carga de cáncer avanzado y los servicios de cuidados paliativos disponibles, y recomendar planes con modelos de salud pública de bajo costo encaminados a colmar las brechas.

«Es posible aplicar modelos sencillos y poco costosos de salud pública para la prestación de cuidados paliativos a la mayor parte de la población destinataria, en particular en países en desarrollo donde la mayor parte de los casos son diagnosticados tardíamente», señaló el Dr. Benedetto Saraceno, Director interino de Enfermedades Crónicas y Promoción de la Salud. «Esos modelos prevén la integración de los cuidados paliativos en el sistema sanitario existente, con especial hincapié en la dispensa de cuidados en la comunidad y en el hogar.»

En 2005, a nivel mundial, de un total de 58 millones de defunciones, 7,6 millones fueron causadas por cáncer. Más del 70% de las defunciones por cáncer se registran en países en desarrollo cuyos recursos disponibles para la prevención, el diagnóstico y el tratamiento del cáncer son limitados o inexistentes. Según proyecciones de la OMS, la mortalidad por cáncer seguirá aumentando; se calcula que morirán de cáncer 9 millones de personas en 2015, y 11,4 millones en 2030.

Pero la mayor parte de esas defunciones son evitables. Es posible prevenir más del 40% de los cánceres. Otros pueden ser detectados precozmente, tratados y curados. Incluso en los casos de cáncer avanzado, es posible aliviar el sufrimiento de los pacientes administrando buenos cuidados paliativos.

Para más información, contacte a:

Dra. Cecilia Sepulveda
Asesora Principal, Prácticas Esenciales y Cuidados Paliativos
OMS, Ginebra
Tel.: +41 22 791 3706
Móvil: +41 79 574 7063
E-mail: sepulvedac@who.int