Centro de prensa

14 de junio: Día Mundial del Donante de Sangre — cualquiera puede salvar una vida

El 80% de la población mundial no tiene acceso a sangre segura

Celebraciones del Día Mundial del Donante de Sangre

Cada día se salvan miles de vidas gracias a los millones de personas que donan sangre de forma segura y anónima. Sin embargo, las posibilidades de recibir transfusiones, y en particular transfusiones seguras, varía mucho de un país a otro. El 18% de la población mundial acapara aproximadamente un 60% de los suministros mundiales de sangre, quedando el 82% restante con una cobertura insuficiente.

El Día Mundial del Donante de Sangre 2005 es una jornada de agradecimiento a los donantes habituales y voluntarios de todo el mundo, así como de reflexión personal. Prácticamente todos podemos contribuir a salvar una vida, haciéndonos donantes habituales o, si el estado de salud no nos lo permite, colaborando de forma voluntaria en los días de donación de sangre.

«La sangre segura es una necesidad fundamental del sistema de salud de cualquier país», ha dicho el Dr. LEE Jong-wook, Director General de la Organización Mundial de la Salud (OMS). «Los 192 Estados Miembros de la OMS han decidido recientemente establecer el Día Mundial del Donante de Sangre como jornada anual reconocida oficialmente. Esto contribuirá a aumentar la concienciación acerca de la necesidad continua de sangre segura y donantes seguros.» Con el fin de aumentar el acceso universal a la sangre segura, la OMS y otras organizaciones han recomendado estrategias claras basadas en el fomento de las donaciones regulares, voluntarias y no remuneradas, y en la creación de servicios nacionales coordinados de transfusión de sangre.

Malawi, que es un país con una incidencia de VIH/SIDA del 14,4% y enormes problemas de desarrollo, en tan sólo dos años ha logrado poner en funcionamiento un servicio de transfusión de sangre basado en las donaciones voluntarias no remuneradas. Desde que se empezó a disponer de sangre segura, en 2004, la tasa de mortalidad pediátrica registrada en un gran hospital de Blantyre ha disminuido en un 90% en niños con anemia grave debida al paludismo, y la tasa de mortalidad materna por complicaciones del embarazo ha disminuido en más de un 50%.

Entre las medidas adoptadas por Malawi para asegurar el acceso universal a sangre segura destaca la adopción de un sistema basado exclusivamente en la donación regular, voluntaria y no remunerada. La experiencia ha demostrado que los donantes más seguros son los que donan sangre al menos dos veces al año sin recibir dinero ni bienes a cambio, entienden el principio del altruismo, contestan con sinceridad las preguntas que se hacen para seleccionar a los donantes, y se excluyen a sí mismos temporal o definitivamente si su donación supone algún riesgo para el receptor. Como esos donantes suelen tener un sentido de responsabilidad hacia su comunidad, tienden a mantenerse sanos para poder seguir donando sangre segura.

Sin embargo, todavía queda mucho por hacer en todo el mundo. Hasta ahora, sólo 40 países han establecido un sistema basado totalmente en la donación voluntaria. Pese a algunos progresos recientes en este importante aspecto, los países que disponen de servicios nacionales coordinados de transfusión de sangre son menos del 30%. Demasiados países, entre ellos algunos con economías emergentes, todavía dependen de la donación por los familiares de los pacientes o de la donación remunerada.

En África, la sangre contaminada por VIH sigue siendo responsable de aproximadamente un 5% de las infecciones por VIH. Aunque en muchos países se están haciendo cada vez más pruebas para asegurar la seguridad de la sangre, en la mayoría de los países en desarrollo no se realizan análisis para detectar enfermedades como la infección por VIH o las hepatitis B y C. Cada año no se llevan a cabo unos seis millones de pruebas que deberían realizarse.

El Día Mundial del Donante de Sangre es un homenaje a quienes contribuyen directamente a salvar o mejorar la vida de millones de personas a través de sus donaciones regulares y voluntarias. También es urgente cursar una invitación a todos los países del mundo para que fomenten la donación segura y hagan todo lo posible por salvaguardar a los pacientes asegurando un suministro suficiente de sangre segura.

Están previstas celebraciones del Día Mundial del Donante de Sangre 2005 en la mayoría de los países. Este año, el evento mundial tendrá lugar en Londres. En Trafalgar Square se organizará una exposición conmemorativa en la que se expondrán 100 enormes fotografías de receptores de sangre de Inglaterra y del resto del mundo. Las celebraciones serán presididas por la popular Heather Mills-McCartney, ella misma receptora de transfusiones sanguíneas tras un grave accidente sufrido en 1993.

Las exposiciones conmemorativas de Londres y otros lugares de Inglaterra presentarán testimonios de personas de todas las edades, y de sus familiares, cuyas vidas se salvaron o mejoraron radicalmente con las transfusiones de sangre. De este modo, los receptores podrán expresar su gratitud a los desconocidos que cambiaron sus vidas.

El Día Mundial del Donante de Sangre es copatrocinado por cuatro organizaciones mundiales que trabajan por lograr un suministro de sangre segura en todo el mundo mediante el fomento de la donación voluntaria no remunerada: la Organización Mundial de la Salud, La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, la Federación Internacional de Organizaciones de Donantes de Sangre y la Sociedad Internacional de Transfusión de Sangre. Este año, los principales eventos serán organizados por el Servicio Nacional de Transfusión de Sangre de Inglaterra y Gales.

Compartir

Para más información puede ponerse en contacto con:

Ms Daniela Bagozzi
Teléfono: +41 22 791 4544
Teléfono móvil: +41 79 475 5490
e-mail: bagozzid@who.int