Centro de prensa

La inversión en partería puede salvar millones de vidas de mujeres y recién nacidos

Un nuevo informe revela brechas importantes en los servicios de partería en los 73 países más afectados

Comunicado de prensa

Un informe divulgado hoy por el UNFPA, el Fondo de Población de las Naciones Unidas, junto con la Confederación Internacional de Matronas (ICM, en inglés), la Organización Mundial de la Salud y asociados revela que en 73 países donde estos servicios son requeridos más desesperadamente ocurren déficits importantes con el personal de partería. El informe recomienda nuevas estrategias para tratar estos déficits y salvar millones de vidas de mujeres y recién nacidos.

Los 73 países africanos, asiáticos y latinoamericanos representados en Estado de la Partería en el Mundo 2014: Hacia el acceso universal a la salud - un derecho de la mujer sufren el 96% del porcentaje mundial de muertes maternas, el 91% de mortinatos y el 93% de muertes neonatales, pero sólo cuentan con el 42% de las parteras, enfermeros y médicos del mundo.

Educación y capacitación en partería

El informe urge a los países a invertir en educación y capacitación en partería para contribuir a cerrar las impresionantes brechas existentes. Las inversiones en educación y capacitación en partería según estándares acordados internacionalmente pueden producir (como revela un estudio de Bangladesh) un retorno de 1.600% en inversiones.

"Las parteras realizan enormes aportes a la salud de las madres y recién nacidos y al bienestar de la comunidad toda. El acceso a atención médica de calidad es un derecho humano básico. Una mayor inversión en partería es la clave para convertir este derecho en realidad para las mujeres de todas partes", afirmó el Dr. Babatunde Osotimehin, Director Ejecutivo del UNFPA.

Las parteras ocupan un rol crucial en el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) 4 (disminuir la mortalidad infantil) y 5 (aumentar la salud materna). Al aprender estándares internacionales y al estar dentro de un sistema de salud completamente funcional, pueden prestar cerca del 90% de la atención fundamental para mujeres y recién nacidos y pueden reducir potencialmente las muertes maternas y neonatales en dos tercios.

Una grave carencia de atención de partería

A pesar de una firme disminución en la mortalidad materna en los 73 países abarcados en el informe (que cae un 3% anualmente desde 1990) y las muertes neonatales (que cae un 1,9% por año desde 1990), estos países deben hacer más para tratar la grave carencia de atención de partería.

“Las parteras son fundamentales para la atención de partería y las vidas de las mujeres y niños recién nacidos. El informe precede a Lancet Special Series on Midwifery, que junto con el informe ofrecerán las pruebas que guiarán a los encargados de la formulación de políticas en su búsqueda para terminar con las muertes maternas y neonatales evitables", expresó la Presidenta de la ICM, Frances Day-Stirk.

El informe, que se lanzó en el 30 Congreso Trienal de la ICM de Praga, República Checa, destaca el progreso alcanzado desde el informe inaugural de 2011 y las soluciones a las barreras trazadas en cuatro áreas clave: disponibilidad, accesibilidad, aceptabilidad y calidad de los servicios de partería.

Varios países han fortalecido efectivamente sus servicios de partería y mejorado el acceso: Casi la mitad (el 45%) de los 73 países ha implementado medidas para retener a las parteras en áreas remotas y el 28% está incrementando el reclutamiento y despliegue de parteras, mientras que el 20% ha implementado nuevos códigos de práctica, y el 71% ha mejorado la recolección de información, lo que les permite a los países tratar las carencias y los estándares educativos.

Cientos de miles de muertes evitables anualmente

A pesar del progreso, las inequidades, como la falta de acceso a servicios y la pobreza han aumentado dentro de los países y entre ellos. Aún no hay parteras educadas adecuadamente para cubrir la salud de mujeres y recién nacidos, lo que contribuye a cientos de miles de muertes evitables anualmente.

En la actualidad, sólo el 22% de los países cuenta con suficientes parteras para brindar intervenciones que salven vidas a fin de satisfacer las necesidades de mujeres y recién nacidos, lo que genera a más de tres cuartos (el 78%) de los países con carencias graves en la atención adecuada.

A medida que la población crece, también lo hace la brecha en infraestructura y recursos fundamentales, a menos que se tomen medidas urgentes.

Tener acceso a los servicios sexuales, reproductivos y maternos

El informe de 2014 incluye recomendaciones para eliminar estas brechas y garantizar que todas las mujeres tengan acceso a servicios sexuales, reproductivos, maternos y neonatales. Estos incluyen asuntos como la atención preventiva y de apoyo de un equipo de partería colaborador, acceso inmediato a servicios de emergencia cuando resulte necesario y la finalización de la educación postsecundaria. Desde una perspectiva más amplia, las mujeres deberían retrasar el matrimonio, tener acceso a nutrición saludable y recibir 4 visitas prenatales.

“Este informe, como el Every Newborn Action Plan adoptado recientemente por la Asamblea Mundial de la Salud, establece un claro camino hacia adelante. Ambos procuran alentar a los gobiernos a asignar los recursos pertinentes a servicios médicos maternos y neonatales dentro de los planes del sector de la salud nacional. Esto debería incluir fondos para la educación y retención de parteras. Seguiremos apoyando a los países a desarrollar y fortalecer sus servicios de partería como intervención fundamental para salvar las vidas de mujeres y recién nacidos”, afirmó la Dr. Flavia Bustreo, Directora General Auxiliar de la OMS para la salud de las familias, mujeres y niños.


Para más información ponerse en contacto con:

Fadéla Chaib
OMS,
Oficial de Comunicaciones Móvil: +41 79 475 55 56
Teléfono: +41 22 791 32 28
Email: chaibf@who.int

Compartir