ODM 6: combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades

Meta 6A. Haber detenido y comenzado a reducir, para el año 2015, la propagación del VIH/SIDA
Meta 6B. Haber detenido y comenzado a reducir, para el año 2015, la incidencia del paludismo y otras enfermedades graves

Hacia finales de 2011, 34,2 millones de personas vivían con el VIH. Ese mismo año, 2,5 millones de personas se infectaron y 1,7 millones murieron por VIH/SIDA, incluyendo 230 000 niños. En 2011 había en los países de ingresos bajos o medios más de 8 millones de personas infectadas por el VIH que recibían terapia antirretrovírica. El 68% de las personas afectadas por el VIH viven en el África subsahariana.

La OMS está colaborando con los países para:

  • impedir que las personas contraigan la infección por el VIH, mediante el fomento de cambios comportamentales orientados a reducir los riesgos de contagio; la ampliación del acceso a los servicios de prevención; el apoyo a los programas de prevención de la transmisión del VIH de la madre al niño; la promoción de medidas para velar por el suministro de sangre segura y prevenir la transmisión del VIH en entornos de asistencia sanitaria; y la evaluación de nuevas tecnologías de prevención;
  • ampliar la disponibilidad del tratamiento;
  • proporcionar la mejor atención posible a las personas infectadas con el VIH/SIDA y a sus familias;
  • ampliar el acceso y el recurso a las pruebas y al asesoramiento, a fin de que las personas conozcan su estado respecto del VIH;
  • fortalecer los sistemas de salud de forma que puedan ejecutar programas y prestar servicios de calidad y sostenibles en relación con el VIH/SIDA; y
  • mejorar los sistemas de información sobre el VIH/SIDA, en particular los de vigilancia, seguimiento y evaluación, e investigación operativa.
Meta 6C. Haber detenido y comenzado a reducir, para el año 2015, la incidencia del paludismo y otras enfermedades graves

Paludismo

Alrededor de 3 300 millones de personas están expuestas al paludismo en el mundo. En 2010 hubo unos 219 millones de casos de la enfermedad que, según las estimaciones, costaron la vida a 660 000 personas

La OMS insta a aplicar tres estrategias importantes contra el paludismo, a saber:

  • prevención mediante mosquiteros tratados con insecticidas de acción prolongada;
  • prevención mediante fumigación de interiores con insecticidas de acción residual;
  • tratamiento preventivo para bebés, niños y mujeres embarazadas;
  • seguir cada caso de malaria en un sistema de vigilancia; y
  • intensificar el control de la farmacorresistencia y de la resistencia a los insecticidas.

Además, la OMS recomienda hacer particular hincapié en la protección de las mujeres embarazadas y los niños pequeños. La meta de la OMS y de la Alianza para Hacer Retroceder el Paludismo consiste en reducir a la mitad la incidencia del paludismo para 2010, con miras a alcanzar la meta del ODM para 2015.

Tuberculosis

En 2011 hubo unos 8,7 millones de nuevos casos de tuberculosis (incluyendo 1,1 millon en personas con VIH) y un estimado de 1,4 millon de defunciones por esta enfermedad (incluyendo 430 000 en personas con VIH), lo que la ubica como una de las principales causas de defunción en todo el mundo.

Las tasas mundiales de incidencia se están reduciendo muy lentamente, pero todas las regiones del mundo se encaminan hacia la consecución de las metas de los ODM, consistentes en reducir la prevalencia de la tuberculosis y el número de defunciones por esa enfermedad para 2015.

En colaboración con la Alianza Alto a la Tuberculosis, la OMS está trabajando para luchar contra la epidemia mediante la estrategia Alto a la Tuberculosis. La estrategia consta de seis puntos orientados a:

  • procurar ampliar y reforzar el DOTS de buena calidad, el enfoque de la OMS de eficacia probada para el control de la tuberculosis;
  • afrontar los problemas planteados por la tuberculosis/VIH, la tuberculosis multirresistente y otros desafíos;
  • contribuir al fortalecimiento de los sistemas de salud;
  • incorporar a todos los dispensadores de atención de salud;
  • promover la autonomía de las personas con tuberculosis y sus comunidades; y
  • facilitar y promover la investigación.

Enlaces conexos

Campañas mundiales de salud pública

Recursos de la OMS