Temas de salud

Tracoma

 

El tracoma es el resultado de la infección ocular por Chlamydia trachomatis, una bacteria. La enfermedad se transmite por contacto con secreciones oculares y nasales de personas infectadas, especialmente niños pequeños que son reservorio de la infección. También se propaga a través de moscas que han estado en contacto con los ojos o la nariz de una persona infectada.

En zonas en las que el tracoma es endémico, el tracoma activo es común entre los niños de edad preescolar. Después de años de infecciones reiteradas, el interior de párpado puede quedar gravemente marcado de cicatrices (cicatrices conjuntivales) que lo plieguen hacia adentro, lo que puede dar lugar a molestias y dolores graves; estas y otras alteraciones del ojo pueden originar cicatrices en la córnea. Si no se trata, este trastorno puede dar lugar a la formación de opacidades irreversibles que causarán discapacidad visual y ceguera.