Informe sobre la salud en el mundo

Capítulo 5: SRAS: enseñanzas de una nueva enfermedad

SRAS: enseñanzas de una nueva enfermedad

Las batallas cotidianas para controlar el brote de síndrome respiratorio agudo severo (SRAS) dieron lugar a una gran victoria que ha sido fruto de la colaboración en pro de la salud pública. Las principales lecciones resultantes serán inestimables para determinar el futuro de la lucha contra las enfermedades infecciosas y estar preparados para cuando llegue, sin previo aviso, la próxima enfermedad nueva. Lo primero y lo más imperioso es que se notifiquen con prontitud y abiertamente los casos de cualquier enfermedad que pueda propagarse a escala internacional en un mundo estrechamente interconectado cuya movilidad es extraordinaria. Segundo, mediante alertas mundiales oportunas es posible prevenir grandes brotes generados por casos importados en lugares nuevos. Tercero, las recomendaciones sobre viajes y las medidas de cribado en los aeropuertos ayudan a contener la propagación internacional de una infección emergente. Cuarto, los mejores científicos, clínicos y expertos en salud pública del mundo, con ayuda de los medios de comunicación electrónica, pueden colaborar para establecer rápidamente las bases científicas de las medidas de control. Quinto, las deficiencias de los sistemas de salud desempeñan una función decisiva porque permiten que las infecciones emergentes se propaguen. Sexto, es posible contener un brote incluso sin medicamentos curativos ni vacunas si las intervenciones se adaptan a las circunstancias y están apoyadas por un compromiso político. Por último, la comunicación sobre los riesgos de las infecciones nuevas y emergentes constituye un gran reto, y es vital que se vele por que se transmita eficaz e inequívocamente al público información exacta y precisa. La OMS está aplicando estas enseñanzas en toda la Organización mientras aumenta la escala de su respuesta a la emergencia del VIH/SIDA.

Documentos conexos

Descargar este capítulo [pdf 231kb]