Día Mundial de la Salud

Día Mundial de la Salud 2008: fotos para descargar

REPÚBLICA DOMINICANA

Dos mujeres junto a unos árboles arrancados de raíz por el huracán Noel en la República Dominicana
OMS

La tormenta tropical Noel causó inundaciones en el 80% de la República Dominicana en octubre de 2007. Como consecuencia se derrumbó el sistema de suministro de agua, quedó bloqueado el acceso al sur del país y se debilitó aún más un sistema de salud en dificultades.


HONDURAS

Plantaciones de bananos destruidas por el huracán Mitch en Honduras
IFRC/Nigel Dickinson

Esta vasta zona platanera de Honduras fue arrasada en 1998 por el huracán Mitch, que también en Nicaragua causó estragos, mató a más de 17 000 personas y dejó sin vivienda a tres millones. Los daños se estimaron en US$ 3000 millones.


INDIA

En la India un policía dirige el tráfico con máscara
LHIL/Sudipto Das

El policía de tráfico lleva una máscara para protegerse de la contaminación del aire en un cruce congestionado de Kolkata (India). En 2002, en la India, más de 120 000 personas murieron de enfermedades agravadas por la contaminación del aire. Mediante un sistema de transporte más sostenible y combustibles más limpios se reducirían simultáneamente las emisiones de gases de efecto invernadero y la mortalidad causada por la contaminación del aire.


NIGER

Una mujer y su hijo sentados junto a un mosquitero en el Níger
IFRC/John Haskew

En el Níger la gente se protege del paludismo. Se están haciendo progresos frente a esta enfermedad, pero según los estudios realizados la población africana expuesta podría aumentar a 90 millones para 2030 como consecuencia del aumento de las temperaturas y las modificaciones de la acumulación de agua debidos al cambio climático.


Un trabajador de salud habla con un grupo de aldeanos en el Níger
OMS/Marko Kokic

En situaciones de grave escasez de alimentos, atribuidas en parte al aumento de las temperaturas, la OMS respalda iniciativas nacionales de recopilación de información sanitaria de las familias, como muestra esta foto del Níger. Se contribuye así a la vigilancia de la morbilidad, cuya función esencial es aún más decisiva en las situaciones generadas por el cambio climático.


Una mujer tiende una mano llena de semillas en el Níger
OMS/Marko Kokic

El aumento de las temperaturas y la mayor variabilidad de las precipitaciones agravan aún más las consecuencias de la sequía, como sucede en el Níger. La escasez de agua y alimentos tiene enormes repercusiones en la salud de comunidades ya vulnerables.


PAKISTAN

Una niña recoge agua de un río en el Pakistán
OMS/Christopher Black

Quienes se ven obligados a recurrir para todas sus tareas cotidianas a una misma fuente de agua como la que utiliza esta niña en el Pakistán corren crecientes riesgos de infección gastrointestinal y de otras enfermedades transmitidas por el agua. Cada año el conjunto de esas enfermedades causa la muerte de unos 2,2 millones de personas, en su mayor parte niños de países en desarrollo. Un aumento de la frecuencia y la gravedad de los eventos tributarios de las condiciones meteorológicas causaría desplazamientos de población, como consecuencia de los cuales aumentaría esa cifra de mortalidad.


Una calle de la ciudad de Karachi (Pakistán)
OMS/Chris de Bode

En países en desarrollo como el Pakistán, las ciudades llevan aparejada una combinación de riesgos sanitarios que probablemente aumentarán como consecuencia de diferentes aspectos del cambio climático. En ellas, por ejemplo, las olas de calor y la contaminación del aire pueden hacer agravar enfermedades cardiacas y respiratorias. También pueden hacer aumentar las tasas de enfermedades infecciosas tales como el dengue y las diarreas.


UGANDA

Un hombre rescata un ternero en un campo inundado en Uganda
Cruz Roja de Dinamarca/Jakob Dall

Las recientes inundaciones ocurridas en Uganda han causado desastres de gran envergadura. Destruyeron el 40% de la red de caminos del país y ocasionaron pérdidas generalizadas de las cosechas. En un país donde el 40% de la población no utiliza fuentes de agua apropiadas, las inundaciones aumentan los riesgos de enfermedades tales como el paludismo y el cólera.

Compartir